Inclusión financiera

Las cooperativas tienen un papel fundamental en la inclusión financiera.

Los intermediarios financieros no bancarios que operan en el país se han convertido en el brazo más largo de la inclusión financiera y son un importante catalizador del crecimiento, pues están presentes en 95% de los municipios -mientras que la banca comercial sólo opera en 51% de los municipios-, informó Luis Madrazo Lajous, jefe de la Unidad de Banca de Desarrollo de la Secretaría de Hacienda.

Advirtió: “Los servicios financieros no pueden depender sólo de la banca” y dijo que si bien el sector bancario crecerá a tasas de dos dígitos en los próximos años, su participación en el PIB aún es baja y de ahí viene la importancia de las finanzas populares.

Al clausurar la VIII Convención de la Red de la Gente, en la ciudad de Los Cabos, en Baja California, el funcionario precisó que dicha red, con 289 cooperativas que en conjunto tienen 2,319 sucursales en el país, representa una enorme oportunidad de expandir el financiamiento a la población de manera muy importante.

Informó que, en total, los intermediarios financieros no bancarios cuentan hoy con 11,400 sucursales en el país y con 498,000 terminales puntos de venta.

expansión ordenada

Sin embargo, el funcionario de la Secretaría de Hacienda advirtió que la expansión en este sector deberá ser ordenada y con una supervisión adecuada, por lo cual informó que antes de que termine el año se darán a conocer las reglas de operación de las las sociedades cooperativas de ahorro y préstamo, que operarán bajo la ley que se publicó el 13 de agosto del 2009 y cuyo reglamento quedó pendiente.

Madrazo destacó que el número de socios a los que atienden estas entidades de crédito popular es muy importante, así como los recursos que manejan, de ahí la importancia de que cuenten con manuales de operación y un Gobierno Corporativo adecuado.

Banca móvil

Hizo referencia a la importancia que tendrá la banca móvil para la expansión del acceso de los servicios financieros para la población que hoy no tiene acceso a los mismos.

“Ésta es una realidad. Es un instrumento al alcance de la red de la gente y en términos tecnológicos y regulatorios ya es una realidad”, precisó el funcionario y reconoció que en las zonas rurales del país aún hay deficiencia en cuanto a cobertura.

“Está puesta la mesa para que tomemos en cuenta estos avances tecnológicos para alcanzar a la gente” y precisó que el crecimiento deberá ser ordenado.